Posteado por: rosacobos | agosto 24, 2008

Utopía digital

El ámbito en el que se desenvuelven los Entes Locales parece ser el más apropiado para poner en práctica proyectos de implantación de nuevas tecnologías con objeto de mejorar la eficiencia y eficacia de los servicios públicos a través de internet. Los Ayuntamientos se convertirían, pues, en los principales impulsores de la Sociedad de la Información para conseguir unos municipios modernos  adaptados al nuevo entorno tecnológico y social.

Las Ciudadades Digitales son uno de esos macroproyectos que muchas administraciones locales ya han puesto en práctica o se encuentran en condiciones de hacerlo. Una Ciudad Digital es, según el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, “el espacio en el que los propios ciudadanos (incluyéndose aquí empresas, instituciones, administración, etc.) han desarrollado la posibilidad de relacionarse entre sí y con el resto de la sociedad utilizando todo el potencial que ofrecen las tecnologías de la información y las comunicaciones. Parece que el objetivo último de una ciudad digital es llegar a una interrelación efectiva entre la Administración, las empresas, el propio ciudadano y, por supuesto, el empleado público. Y todo ello a través de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación.

El MITyC, a través de su Programa de Ciudades Digitales ofrece, desde el año 2003, toda una serie de ayudas y subvenciones para aquellos municipios que, mediante la suscripción de convenios de colaboración entre las distintas Administraciones, quieran digitalizar los servicios públicos de su competencia. Podríamos afirmar que el Ayuntamiento que no lo hace es porque no quiere. En realidad, se articula toda una serie de medidas que van materializando la posibilidad de llegar a un auténtico gobierno electrónico y se apuesta por el desarrollo de un modelo de gobierno local en el que las relaciones de la comunidad se hacen a través de los medios característicos de una Sociedad de la Información.

Conseguir una ciudad digital es todo un mérito para cualquier Ayuntamiento y llegar a una relación digital con los ciudadanos, empresas, asociaciones y otros colectivos es toda una hazaña. Pensar en que un ciudadano de a pie pueda, por esta vía, pagar impuestos, votar, obtener una licencia, sacar entradas para espectáculos, pedir un ceritificado, buscar casa, pedir cita para el médico o consultar los fondos de la biblioteca municipal, es casi pensar en una Ciudad Ideal. Y no olvidemos las ventajas que supondría para el empleado público trabajar en un entorno así: tendría al alcance de su mano todas las herramientas necesarias para facilitar su trabajo y hacerlo más efectivo y gratificante. Conseguir al cien por cien una actividad municipal de este tipo se presenta, la mayoría de las veces, como una visión futurista o de ciencia-ficción.

Son varias las ciudades pequeñas y medianas que, con la ayuda del Estado, se han embarcardo en un proyecto de este tipo. En Andalucía se han llevado a cabo actuaciones en Ronda, Úbeda-Baeza y Roquetas de Mar. También en otra capital andaluza, Almería, se puso en marcha un proyecto de Ciudad Digital, mediante la adjudicación, por procedimiento negociado, de una concesión para este fin a la empresa Telvent. No ha quedado exenta de polémica tal concesión administrativa, aunque serán los Tribunales de justicia los que, finalmente, decidirán.

Según la propia empresa Telvent, este proyecto permitiría “la tramitación telemática, la transparencia de la gestión del gobierno municipal, una administración electrónica segura, una mejora en el proceso de comunicación con los empleados públicos, una attención multicanal al ciudadano todos los días del año y a cualquier hora .…”. Además,  “Almería se situará, con este proyecto, a la cabeza de las ciudades españolas en cuanto a innovación en tecnología aplicada al ciudadano“.

Sin embargo, desde que en 2004 se realizara la concesión, poco ha conseguido el municipio de Almería en cuanto a implantación de Administración electrónica y, mucho menos, en lo que se refiere al gobierno electrónico y a la participación de la sociedad en la gestión municipal. La relación que  mantenía el ciudadano con la adminsitración municipal antes de la puesta en marcha del Proyecto de Ciudad Digital era casi exactamente igual a la que mantiene ahora. La página web del Ayuntamiento no está ni siquiera actualizada, es estática y ofrece pocas posibilidades que permitan al ciudadano o a las empresas entrar en conexión directa con esta Administración. El objetivo último, perseguido por la empresa Telvent según manifestaciones del Consultor de esta empresa, Pedro Márquez, de situar al municipio de Almería a la cabeza de las ciudades españolas en cuanto a innovación puesta al servicio del ciudadano parece que aún está por conquistar.

   
   
   
   
   
   
   
   
   
Anuncios

Responses

  1. Hola Rosa,

    Te vengo a hablar y comentar de una de esas ciudades pequeñas de las que hablas, Miguelturra (14.000 habitantes, http://www.miguelturra.es) en la provincia de Ciudad Real. He dirigido el proyecto de Ciudad Digital junto con otro compañero, y siendo una de las ciudades con menos asignación presupuestaria, hemos quedado entre las 10 primeras de España. El proyecto de Ciudades Digitales como tal ya ha finalizado, pero seguimos trabajando para atraer nuevas experiencias y nuevos modelos reales (nada de modelos en Power Point) para administraciones, empresas y ciudadanos.

    No es nada fácil, pero tampoco imposible. Con poco dinero pero con mucha ilusión con nuestro trabajo, y la implicación de todas las partes, creo que podemos hacer que esa utopía sea cada vez algo menos lejano. Como en todo, hay experiencias positivas y negativas. Los sitios grandes tienen la ventaja de los grandes presupuestos y la desventaja de poner en marcha estos proyectos mastodónticos. Los sitios pequeños tienen la ventaja de ser administraciones más pequeñas y más fáciles de trabajar y realizar nuevas implantanciones, pero la desventaja de estar siempre condicionados y pendientes de subvenciones.

    Con todo y con ello, se puede hacer, y espero que lo vayamos consiguiendo poco a poco aquí en Ciudad Real.

    Un cordial saludo,

  2. Gracias por comentar en este blog, Agustina. Realmente, el caso de Miguelturra ya me sonaba, pero solo eso. A raiz de tu comentario he visitado las páginas webs de exclamation! (incluido el blog http://exclamationews.blogspot.com/) y la de Miguelturra.

    Es verdad que lo importante es la ilusión que se ponga en la realización de un proyecto. No necesariamente hay que invertir millones de euros. Tanto el equipo de Gobierno de Miguelturra como vosotros habéis demostrado que, si se quiere, se puede.

    Ánimo y adelante. Estáis dando un gran ejemplo a todos los Ayuntamientos medianos y pequeños. Creo que de aquí en adelante seguiré vuestras noticias.

  3. Que difícil se nos hace hablar de las TICs en las administraciones locales….

    Saludos
    Gustavo

  4. Y no sólo hablar, sino utilizarlas en beneficio del ciudadano. Porque hablar se habla, pero a la hora de la verdad ……

  5. Lo que tenemos que prometer los consultores para que se nos haga caso… Puedo asegurar que, desde mi experiencia real, mi técnica sigue dando sus frutos.
    En mi primer encuentro con los alcaldes siempre les digo: “Tenemos el 75% de posibilidades de fracasar. ¿De verdad Usted se quiere comprometer a esto?”. Si le veo que se asusta, fracaso seguro.
    El dato estadístico no es mío, si no que viene de http://www.egovbarriers.org
    Como siempre, gracias Rosa por mantenernos con los pies en el suelo.

  6. Amedeo, habría que decirles eso de “si crees que puedes, tienes razón. Si crees que no puedes, también tienes razón”. No es mía la cita, es de Henry Ford.

    Rosa, a tu disposición y a la de todos los lectores del blog para lo que necesitéis.

  7. Hola de nuevo, Amedeo. No sé gran cosa de empresas de consultoría ni de consultores y por lo tanto mi opinión puede resultar poco ajustada a la realidad; creo que cuando los proyectos que una consultora presenta a una Administración fracasan, es porque se han marcado unos objetivos inalcanzables para esa Administración. Quiero decir que, para el caso de implantación de e-administración debe empezarse por pequeñas cosas y ver si se van consiguiendo esos objetivos. No tiene sentido (es mi opinión) proyectar una ciudad digital en un municipio de gran población si, primero, no se ha obtenido una experiencia previa positiva en ofrecer servicios electrónicos a los ciudadanos (sacar por internet entradas para el teatro, obtener una licencia de obra menos por ordenador, obtener un certificado de empadronamiento, pagos de tributos on line, …) Hay que ir poco a poco, porque no se trata de digitalizar el caos, como bien dijo Alorza en una entrevista en netfocus (http://eadminblog.net/post/2007/05/28/entrevista-a-alorza-en-netfocus)

    Agustina, siempre resulta interesante la opinión y puntos de vista de alguien externo a la Administración. A veces creo que los funcionarios estamos viciados en algunos asuntos.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: